CIDH ve avances, pero expresa preocupación por respeto a derechos humanos

Lun, 07/08/2017 - 10:39 -- Silvia Chaverri...
Lugar de publicación: 

Entre las principales vulneraciones que destacaron los delegados, luego de su visita por el país desde el domingo pasado, figuran los ataques a sectores de justicia, violaciones a privados de libertad, niñez y adolescencia desprotegidas, desplazamientos forzados y discriminación.

En un anexo preliminar incluyeron recomendaciones en nueve segmentos, entre ellos desigualdad y discriminación, acceso a la justicia, protección de la niñez, seguridad ciudadana y defensoras de derechos humanos.

Francisco Eguiguren Praeli, presidente de la CIDH, señaló que la sensación general es que Guatemala vive una especie de encrucijada, en la que su gobierno y sociedad tienen que decidir si avanzan para superar factores estructurales que generaron mucho tiempo atrás un conflicto armado, o se retrocede o estanca, pero subsisten los problemas.

“Lo avanzado en algunos aspectos es incipiente; es positivo, pero en general nuestra visión recogida es que muchos de los problemas estructurales subsisten, que en muchos de ellos se ha avanzado poco”, indicó.

La sensación en general es que hay avances leves en algunos temas, pero persisten peligrosamente poderes paralelos en lo económico, militar, social y un pronunciado racismo y discriminación en la sociedad hacia mujeres, sectores indígenas, afrodescendientes y personas de la diversidad sexual.

Eguiguren dijo que Guatemala es uno de los países con  mayor desigualdad en donde perdura la pobreza y  desnutrición infantil.

Justicia

Eguiguren señaló que la lucha contra la impunidad y la corrupción es fundamental, pero ven con alarma que muchas de las instituciones que reúnen a jueces, fiscales y la Comisión Internacional contra la Impunidad (Cicig) son objeto de ataques, amenazas, presiones, hostigamiento, e  incluso ponen en riesgo la vida de estos  y sus familias.

Agregó que la independencia judicial es fundamental, por ello se debe garantizar un sistema de nombramientos judiciales que garantice el respecto a los méritos y las calidades de las personas que se escogen y no sistemas politizados de nombramientos en base a acuerdos políticos. Para ello ven necesaria la Reforma Constitucional al Sector Justicia.

Luis Vargas, comisionado y relator de los derechos migrantes y unidad sobre personas con discapacidad, señaló que se  estigmatiza a jueces, fiscales y al comisionado de Cicig que son guerrilleros o extremistas.

Migrantes y desplazados

Vargas indicó que han advertido problemas muy complejos en migración, desplazamiento interno y desalojos.

En el tránsito de personas migrantes estas son víctimas de cantidades enormes de abusos e incluso de desapariciones que no ha sido  investigadas.

“Las deportaciones masivas desde otros países de la región plantean un gran desafío, un enorme problema por venir en materia de derechos humanos para las personas que han sido deportadas, el Estado y la sociedad guatemalteca deben estar mucho más pendientes”, afirmó.

Refirió que en el caso de los migrantes internos e internacionales están en una alta vulnerabilidad porque no tienen acceso a la justicia por las condiciones en que se encuentran.

En ese sentido, la CIDH recomienda adoptar medidas para prevenir las causas que generan la migración forzada de personas, así como medidas de protección, asistencia humanitaria y soluciones duraderas para personas desplazadas internamente y garantizar el derecho a salir del territorio de migrantes y personas con necesidades de protección internacional.

Vargas comentó que recopilaron información sobre los despojos de las comunidades, la aplicación de los delitos de usurpación y una modalidad agravada que se ha establecido, así como la criminalización de integrantes  y representantes de comunidades campesinas e indígenas en departamentos como Petén, Alta Verapaz, Izabal, San Marcos y Huehuetenango.