Iglesia católica se pronuncia por seguridad alimentaria y sistema IVM

Lun, 01/05/2017 - 23:49 -- Vinicio Vargas
Lugar de publicación: 

La crisis en el Régimen de Invalidez, Vejez y Muerte (IVM), la seguridad alimentaria y la economía social solidaria fueron parte de los principales temas que abordó Mons. José Rafael Quirós, Arzobispo de San José, en su homilía este 1 de Mayo, Solemnidad de San José Obrero y Día Internacional del Trabajo.

Esto durante la Santa Eucaristía que se celebró en la Catedral Metropolitana, en la cual no estuvo presente por motivos de salud el presidente de la República, Luis Guillermo Solís, y que en su lugar asistió el vicepresidente, Helio Fallas. Asimismo fue visible la presencia de sindicatos y grupos de trabajadores.

En primera instancia Quirós habló acerca de la necesidad de diálogo en aras del bien común, aun cuando existan maneras distintas de pensar.

Seguido habló del deber de los padres de transmitir los valores permanentes de orden moral a sus hijos. “Nadie puede inhibir su derecho a objetar lo que el Papa Francisco denomina la “maldad” del adoctrinamiento, sobre todo, de los niños en las escuelas para cambiar su mentalidad, en una gradual pero eficaz “colonización ideológica”, dijo Monseñor a los presentes[1].

Luego, el Arzobispo pasó a hablar sobre la necesidad de fortalecer la Caja Costarricense de Seguro Social (CCSS), e invitó “a quienes tienen poder de decisión, a poner total empeño en el verdadero diálogo, para rescatar, sanear, y fortalecer el fondo de Invalidez, Vejez y Muerte (IVM)”.

A continuación Mons. Quirós realizó una serie de cuestionamientos: “¿Quién o quiénes son los responsables de la misma? ¿Qué provocó todo esto? De haber responsables, ¿se han sentado responsabilidades? ¿Qué se está haciendo? ¿Cómo se puede resolver la crisis financiera actual? ¿Ese 1% de aumento (de contribución al IVM), será objeto de discusión? Hay quiénes se preguntan, ¿No hará falta un cambio de mando en la conducción del sistema?”.

Sobre la mesa de diálogo convocada por la CCSS, el Prelado señaló que debería haber representación de los trabajadores agrícolas que no están asociados a las organizaciones sindicales, solidaristas y cooperativistas, así como los asegurados por cuenta propia.

Asimismo, habló sobre la revisión y hasta el replanteamiento de fuertes inversiones como las que se harán ante la imposición de la Fertilizacion In Vitro.

Para el pastor es necesario apostar por “un diálogo sincero, transparente y sin condicionamientos previos”, como sucedió, según opinó, con la Ley de la Reforma Procesal Laboral, cuya entrada en vigencia será el 25 de julio próximo y “es respuesta para agilizar y poner en práctica la justicia laboral, de donde salen beneficiados tanto los trabajadores como los empresarios”.

Acerca del tema seguridad alimentaria y nutricional mostró su preocupación por casos en el país de personas en situación de subalimentación, es decir, con algún grado de hambre. “Es escandaloso y, más aún, doloroso e indignante”, denunció Mons. Quirós.

Y agregó: “Es una clara manifestación que un sector importante de hermanos nuestros, ve irrespetado su derecho a la alimentación. Esta realidad refleja una de las llagas más dolorosas de un modelo de desarrollo insolidario y desigual”.

Por otro lado, el Arzobispo valoró como muy positivo el anteproyecto de Ley Marco del Derecho Humano a la Alimentación y de la Seguridad Alimentaria y Nutricional”.

Además, añadió mantener la esperanza en las propuestas de la economía social y solidaria, “es decir, de aquel tipo de actividad económica –ya sea financiera, productiva, de servicios o comercial– que pone como centro al ser humano”, manifestó.

El Prelado dijo que este tipo de economía puede ayudar a la lucha contra el desempleo y la disminución del trabajo informal.

Motivó al cooperativismo, sindicalismo y sector empresarial a fomentar la economía social solidaria. En ese sentido, dijo ver con aprecio el apoyo del Banco Popular y de Desarrollo Comunal.

El arzobispo concluyó su Homilía pidiendo “que la potencia de Cristo Resucitado nos impulse a todos a ser artífices de una nación más solidaria y fraterna”.

Ver nota completa: http://www.elpais.cr/2017/05/01/iglesia-catolica-se-pronuncia-por-seguri...